UNA HISTORIA DEL BRONX - Jueves, Julio 31, 2003

Sucedió en el año 1999, concretamente en las calles del mencionado barrio hispano-africano cuando estaba caminando yo con Germán, este gran hombre que era sociólogo, le hubiera gustado haber sido teólogo y su verdadera vocación era ser sicólogo, que curioso que todo acabara en “ologo”. Puestos en materia y,como estaréis pensando en ello, podía haber sido ginecólogo, pero el caso es que dicho hombre era de los que dejan huella por su gran inteligencia y amabilidad.

El era feliz regentando su humilde hostal en un barrio tan particular como es el Bronx. Empezaba a tener paz espiritual así como ganancias en su negocio después de 16 años de sufrimiento en el país de la libertad y sueño americano.

Después de entablar una fuerte amistad con Germán y hablar a un nivel que me era sinceramente muy difícil de entender, aunque ahora me acuerdo cuando me dijo : “con el tiempo entenderás lo que hemos hablado y porqué tú estas aquí”. Francamente a mí me gusta la filosofía y las conversaciones profundas, de hecho muchas veces en mi vida me da por hablar como una cotorra con la gente que veo que no tiene mucho que contar, para que se cansen de mí y no me vuelvan a llamar jamás.

Con Germán fue increíble, jamás tuve tan pocos argumentos para debatir o cuestionar las cosas que él me contaba de la vida, de Dios, de la esperanza, de la fuerza de la mente para superar los problemas, de los miedos de las personas y lo mucho que estamos conectados los unos a los otros sin ser conscientes de ello, de las personas que son capaces de cambiar las coordenadas de su futuro por instinto para bien o para mal, del capitalismo americano y sus grandes avances en la medicina gracias, en parte, a que durante una época desaparecieron todos los mendigos de la ciudad de New York...

También hablamos de los famosos abogados de esta ciudad y sus artimañas para conseguir dinero debajo de las piedras, y lo poco que vale un hispano y de los negros para el gobierno americano y de otros temas que la verdad uno no quiere escuchar porque cree todavía en un mundo bueno, aunque viendo como está el panorama, se está cumpliendo lo que me dijo el amigo Germán : “EE.UU. se apoderará del mundo como y cuando quiera porque es el gran monstruo que tiene que alimentarse de los demás países aunque sea de la manera más cruel”.

Pero la historia romántica y bonita de todo esto sucedió caminando a las 3 de la mañana por el mencionado barrio, cuando yo quise simplificar todas las historias y digerirlas, ya que la información era mucha y eso me creaba estrés, y la pregunta fue la siguiente : “¿Germán qué cosa deberíamos hacer en esta vida o cual es nuestro camino correcto?” Su respuesta fue la siguiente : “ en primer lugar te diré que el camino más bello siempre está en obras, pero es verdad que cuando eres joven querrás hacer 10 cosas, pasado un tiempo te darás cuenta de que solo podrás con 5, de esas 5 tendrás que elegir 3 y descartarás 1, solo te quedan 2, una de ellas será intentar ser fiel a tí mismo y a las cosas en la cuales crees, pero eso, desgraciadamente, es imposible porque serias un falso Mesías, SOLO QUEDA UNA QUE HACER EN ESTA VIDA, AMAR A TU MADRE”.

Entretanto no recomiendo a nadie que pasee a las 3 de la noche por dicho barrio, porque para eso hay que estar un poquito confuso con la vida, que no loco, o simplemente ser un inconsciente que es diferente a tener cojones ¿alguno se atrevería por curiosidad? je je

SER FELICES Y AMAR A MAMA O LAS PERSONAS QUE OS QUIERAN.

Articulos